volar en globo

¿Qué sentimos cuando volamos en globo?

Cuando volamos sentimos muchas emociones y algunas de ellas difíciles de describir. Hoy en Green Aerostación, nuestra empresa para volar en globo en Sevilla, vamos a intentar explicaros qué se siente cuando estás dando un paseo por las nubes. 

En Green Aerostación llevamos muchos años volando, y como os hemos dicho en alguna ocasión, lo que sentimos en el primer vuelo nos gustó tanto que no hemos dejado de hacerlo desde entonces. Ahora, que con la difícil situación que estamos viviendo tenemos tiempo, hemos querido explicaros cuáles son esas sensaciones que nos cautivaron. 

AVENTURA
Sin duda, lo que más nos gusta es ese punto aventurero que tiene el viaje en globo, una experiencia desconocida para la mayoría. Muchos de nuestros pasajeros llegan el día del vuelo, con lo que ellos llaman nervios. Es el cuerpo preparándose para una aventura, para una experiencia hasta entonces desconocida. Después de tantos años volando, la sensación no es la misma, pero sí podemos aseguraros que a nosotros tampoco nos deja indiferente, la ilusión y las ganas llenan cada uno de nuestros viajes. 

RELAX
Aunque antes os hemos comentado que viajar en globo es una aventura, no queremos que penséis que se trata de una experiencia donde soltamos adrenalina, sino de todo lo contrario. Los viajes en globo son tranquilos y relajados. El viento nos va llevando y notaremos como nuestro cuerpo y nuestra mente entran en un estado de relajación sin igual. 

LIBERTAD
Una de las sensaciones más ansiadas. Esta experiencia nos permite hacer algo que para el ser humano es imposible, volar. Cuando cogemos un avión volamos pero vamos sentados, dentro de un medio de transporte donde no podemos sentirnos libres. Con los viajes en globo sí. Podemos sentir que vamos al compás del viento, y que, al igual que los pájaros, es él quién nos guía. 

ENTUSIASMO
Desde que comenzamos con Green Aerostación, el entusiasmo con el que venís cada fin de semana a vivir esta experiencia con nosotros, ha sido nuestro mayor motor. Las ganas y la ilusión que compartís en cada uno de los viajes es una fuente inagotable de energía para nuestro equipo. El buen ambiente que se respira en cada viaje nos da la energía suficiente para afrontar la semana. 

UN PLACER PARA LOS SENTIDOS
Sevilla tiene una belleza indiscutible, y la perspectiva desde la que nosotros la vemos también. Cada vuelo nos permite ver nuestra ciudad, desde las alturas, una vista que no solemos tener. Por eso decimos que es un placer para los sentidos; los colores desde el cielo, y la vista de nuestra ciudad son un paraíso que debemos explorar, al menos, una vez en la vida.

Este artículo nos ha servido para recordar las ganas que tenemos de volver a volar. Esperamos volver a hacerlo muy pronto.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *